obra
 
   
 


 
2/8/2005 Ensayo
Alabado sea yo
"Desde que me ofrecieron escribir algo sobre lo que sentimos los hombres sólo he pensado en mí mismo. Me he mirado en el espejo. He ido al grano. Lo que en principio corría el riesgo de ser un libro cargado de generalidades, acabó siendo una biografía sentimental de la que no estoy en absoluto arrepentido." Ignacio Carrión, Premio Nadal 1995, se aproxima al mundo emocional de los hombres. El temor a ser traicionados, las oscuras y complejas relaciones familiares, el primer amor, la actitud defensiva ante la ternura, la falta de curiosidad, la imposibilidad de comunicación, son tratados en las páginas de Alabado sea yo. Un libro sincero y persuasivo, también provocador, cuyas reflexiones y anécdotas desvelan algunas motivaciones del mutismo masculino.

Que los hombres hablemos precisamente ahora de nosotros mismos tiene poco que ver con los hombres y mucho con las mujeres. Por lo visto las mujeres ya han dicho todo lo que tenían que decir. Han explicado cómo son, qué sienten, qué esperan, qué cosas prefieren y qué otras cosas detestan. Han hablado por los codos. Han escrito montones de libros sobre sus sentimientos. Han salido a todas horas en programas de radio y televisión. Su presencia ha sido tan abrumadora que cualquiera pensaría que están en posesión del don de la ubicuidad, pues aparecen simultáneamente en distintos lugares para decir casi siempre lo mismo.
  
     
 
nota legal